Cuenta México con con clínica especializada en VIH más grande de AL

La Clínica Condesa de la Ciudad de México es el mayor centro especializado en la prevención y tratamiento del VIH SIDA de América Latina y su servicio es totalmente gratuito.

Así lo aseguró en entrevista para México Médico su directora, Andrea González, quien detalló que actualmente este centro brinda más de tres mil consultas al año y atiende a siete mil pacientes activos que, en su mayoría, han alcanzado un estado óptimo de salud: “el 85 por ciento con carga viral indetectable, es decir, con el virus absolutamente controlado. La calidad de vida de las personas es prácticamente igual que la de una persona que no tiene VIH”, sostuvo.

Relató que la Clínica Condensa, ubicada en la colonia del mismo nombre, fue inaugurada en 1938 por el presidente Lázaro Cárdenas como parte de los servicios de atención ambulatoria especializados de la Ciudad de México y en el año 2000, durante la gestión de Cuauhtémoc Cárdenas, se convirtió en la primera clínica especializada en VIH del país y la más grande de Latinoamérica.

Destacó que la atención cuenta con los más altos estándares de calidad, por lo que sirvió de modelo para la creación de los 60 Centros Ambulatorios de Prevención y Atención en SIDA e Infecciones de Transmisión Sexual (CAPASITS) que existen en el país.

La funcionaria capitalina señaló que este modelo de atención ambulatoria surgió de la necesidad de otorgar atención digna y gratuita a los enfermos de VIH que no requieren hospitalización y cuyos tratamientos oscilan entre los cinco mil y los 25 mil pesos por paciente.

Resaltó que además de infectología y medicina interna, la Clínica Condesa cuenta con servicios como dermatología, neurología, ginecología y atención psicológica, además de ofrecer atención en cárceles, a mujeres embarazadas y víctimas de agresión sexual.

Destacó la importancia de este último servicio, ya que cuando el tratamiento adecuado se aplica en las primeras 72 horas posteriores a una violación el riesgo de infección se reduce hasta en 80 por ciento.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *