Universitarios, capital humano para enfrentar retos nacionales: senadores

Los senadores Armando Ríos Piter, Roberto Gil Zuarth y Adriana Dávila Fernández coincidieron que los jóvenes universitarios son el capital humano para enfrentar los grandes problemas nacionales del presente y del futuro.

SENADO CONGRESO JÓVENES 1

Durante el Congreso Regional “Juventud del Siglo XXI, participación ciudadana y problemáticas mundiales”, los legisladores expusieron ante jóvenes de 25 universidades de 20 entidades federativas el panorama del país en materia económica, política, social, así como de inseguridad.

Ríos Piter llamó a los universitarios a prepararse porque serán ellos los que resuelvan los grandes problemas nacionales y se comprometió a trabajar desde el Congreso para construir un equipo que dé respuesta a las adversidades cada vez mayores del país, ante la nueva realidad internacional.

Explicó que, ante la llegada de Donald Trump a la Presidencia de Estados Unidos y su política antiinmigrante, se hace necesario la unidad de todos los órdenes de gobierno, a fin de defender los derechos de los connacionales.

Ante la inquietud de algunos de los estudiantes sobre la Operación Monarca, el senador independiente refirió las acciones que han llevado a cabo para apoyar jurídicamente a los mexicanos radicados en Estados Unidos.

Por su parte, el senador Roberto Gil Zuarth, del PAN, comentó a los jóvenes el problema del consumo de marihuana y la iniciativa que presentó para regular su consumo.

Lo que se tiene que resolver, abundó, no es el hecho de darle a cada uno un “churro” para que se divierta, sino someter el mercado negro. Lo que se quiere es reducir las ganancias que genera el mercado negro de la marihuana, porque con esas ganancias financian su operación para robo, secuestro, extorsión, trata de personas y economía ilegal, acotó.

“Buscamos simplemente que el mercado negro sea más pequeño y menos dañino para la sociedad, y que ningún consumidor pase sus días entre las rejas”, puntualizó.

Apuntó que de lo que se trata es que ningún adicto pueda beneficiarse de un remedio médico terapéutico y que los no consumidores dejen de pagar las consecuencias económicas y sociales. Recalcó que no hay marihuana medicinal, que la planta se llama cannabis y se detona mediante la combustión.

En su oportunidad, la senadora del PAN Adriana Dávila Fernández expresó que es fundamental retroalimentarse de lo que los jóvenes piensan y consideró que la participación de este sector de la población se ha visto mermada en la política porque a veces lo que presentan no es lo que ellos esperan.

Hizo hincapié en que la igualdad de género empieza por la no diferenciación y resaltó que la violencia política de género no se refiere sólo a las mujeres, pues también se da en los hombres. Dijo que no se puede buscar la igualdad siendo diferente al resto.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *